viernes, 31 de marzo de 2017

CONTRADICCIONES NOCTURNAS



Y en estas noches desiertas donde convergen mis mundos aparecen mis dudas buscando respuestas.
Quisiera entender el dolor que muchas veces provocamos  y mas aún las heridas que nos dejan. Entre tantos caminos extraviamos la ruta, escapamos de la balsámica calma de un hogar seguro para volar en
 la embriaguez  de los ruidos del asfalto. 
¿ Será que los leños de un hogar a veces no son suficientes para quien tiene alas que reviven en el brillo del cielo?, 
no lo se...
Dicen que el ímpetu del viento siempre impulsa al pájaro a volar de su nido y es en esa proeza que comienza el suicidio de sus alas.
Peligrosos vuelos tejidos en aras del amor, ave inquieta dispuesta a recorrer el mundo gorgojando en un balcón para una dulce gota que puede ser su veneno.
Este mundo humano es una trampa mortal que quema las alas en el aire pero es imposible controlar la ebriedad que desparrama el sentimiento. Y aquí me encuentro en las horas que me faltan, cuestionando todo...
¿Cuanto tiempo para vivir?, ¿Cuanto tiempo para morir?
¿cuantas horas extraviadas nos quedan para reparar un corazón que se entrego dulcemente sin saber que solo el  era un blanco de duelo?
Contradicciones ahuecadas que se amasan en la oscura noche,  la  razón picoteando vivencias en ese amargo deleite de
 repasar la vida, donde emergen las sombras, tus culpas, los dolores y un camino.
¡Yo quiero entender mis enredos!, ¡demasiadas preguntas! me fatigan las respuestas que justifican mis pensamientos dispersos.
Miro mi vida, enfrento mis años al espejo y en un hondo respiro me pregunto...
¿Porque no entendiste al hombre que siempre te amo? un profundo silencio agrieta mi alma.
Pude haber entendido su amor,  de aromas que saben a hogar, de esfuerzos que mueven montañas, de manos protectoras que no han sido vencidas, pero la vida no es justa, todos los amaneceres se convierten en misterio. El pájaro es de aire  siempre quiere volar para alcanzar en vano las estrellas e idolatrar  sus destellos.
¿Entonces...? ¿debo alimentar mi aire como Salvador?
¿ o reparo mi nido suavemente bajo la rama domesticada de un hombre? 
Este rito mio de preguntas y respuestas es una extraña costumbre que se balancea en distintas direcciones.

YURIET
D.R.
2017  





domingo, 5 de marzo de 2017

OTROS DELIRIOS






Caminas solo inyectado de  luz
con un canto de honor en un delirio descalzo
tu risa de hombre niño es la partitura de tu rostro
 que a veces deambula en mi recuerdo

¡Bajas!, ¡subes! locuras tuyas de un mundo incierto
cada cierto tiempo te conviertes en cuerdo
encadenas tu esencia, atropellas tus sueños
te confinas al silencio

Extraviado en sus ojos de inocencias pintadas
ahogas la mordaza de las quejas
sin posibilidades de libertad
tomas tu rutina de retorno

Pequeño enloquecido tienes tantas formas de vivir
tantas formas de volar en las horas del tiempo
que tu demencia se acumula
donde golpean los vientos

A veces te conviertes en dulzura
para mis momentos agrios
surge tu sombra en el silencio de esta noche
y tu canto fértil salpica mis sienes

Distancias despeinadas nos separan
de pecados capitales y en el juego de las letras
deletreo la utopía enfebrecida
en el tapiz del secreto

¡Vienes!,,,¡vas!, ritual de despedidas
sin calendario en tus pasos
mientras yo hago versos con tu nombre
en un insomnio desvestido de tantos recuerdos rotos

La madrugada va arrebatando la noche
 mis ojos combaten el sueño
la ultima palabra me refugia en tu risa
quizás en el tiempo de un mañana
te acerques a mi ventana
para contar las olas necesarias...

Yuriet
2017





Caminos en silencios









Cuando todo se hace silencio, y los recovecos del tiempo te refriegan la suma de victorias y derrotas en tus mil batallas, vuelves a cuestionarte todo lo que has hecho. Acompañas tu día con la critica dura y te preguntas si acaso valió la pena perder tantas cosas.

Supongo que ir contracorriente tiene su precio, y en el callejón de la vida es imposible avanzar sin sangrar.

En los caminos del tiempo, van brotando de tus ojos gotas que saben a sal, incontables grietas fundidas en tu almohada, que hoy no te dejan avanzar. Siempre suele ser doloroso embriagarse de tanto recuerdo ahogando cada palabra en paredes huecas, por eso hoy huyo hacia la calle en vez de sudar de angustia.

Aunque mis paseos se llenan de ecos, no seguiré abrigando mi mente con recuerdos viejos, hoy solo avanzo, inexplicablemente, en lo inmóvil.

Rostros pasan a través de mis ojos mientras yo camino perdida en el enajenamiento de ilusiones artificiales. Cada ciertos pasos, tengo la necesidad de convertirme en pájaro y volar sin ningún destino, me pierdo en la eternidad de ese cielo inmenso...

-¿Usted , por si acaso, a veces no hace lo mismo?

Hoy por hoy, acompaño mi memoria con un par de alas en la cartera. Así disfruto del vuelo y no camino en el conformismo

Yuriet
D.R
2017

EPITAFIO











NO ME SUELTES ... NO ME DEJES

Pinta un no me dejes en la lápida gris de mi tumba
deja que escurra el pincel hacia mi huesos
entre la  oscuridad del sarcófago 
y el olor mustió de un paisaje  sin hojas...

 Escríbeme un no me sueltes en esta gélida piedra
pinta y escribe tus dos frases ciegas
que muerden y subyugan en el susurro de la inocencia
pero solo a mi escríbeme con un lápiz
donde el trazo sea  difuso como lo etéreo 
solo así podré añadir detalles a nuestra historia muerta.

En honor a mi  rostro que no dejo ninguna huella
pinta un ángel negro, con esa mano retorcida
con esos odios que susurran y respiran
bajo la sangre de tus venas.
Pinta en mi epitafio  una luna negra
eternamente enamorada, enfurecida, trastornada...
encadenada a tu boca siniestra. 

 Escríbeme tu estiércol para que sepultes el mal que te pude causar
 maldice enfurecido con tus malas palabras
pero por favor pinta dentro de un espacio pequeño
una palabra de amor ...
que mire hacia dentro como un gesto de compasión
tal vez podre aliviar el dolor aliviar 
en mi última morada. 

Inventa lo que no fue, para no morir en la niebla. 
Un último favor, no te olvides de mis heridas
cúbrelas con tu caligrafía de esa noche que me asesinaste
con muchas dagas para asegurar mi muerte
 me convertiste en cadáver
 y me castigaste a una tumba

Yuriet
D.R.
2017